Claus, Emile

Belga

Sint-Eloois-Vijve, Flandes Occidental, 27 de septiembre de 1849 - Astene, 14 de junio de 1924

Emile era el duodécimo hijo de una familia de trece hermanos. Su padre Alejandro era un tendero publicano y por algún tiempo concejal del pueblo. Su madre, Celestina Verbauwhede provenía de una importante familia de Brabante y se dedicó a criar a su numerosa descendencia. Cuando era niño, el pequeño Emile ya amaba el dibujo y los domingo viajaba tres kilómetros a pie a la Academia de Waregem (el pueblo vecino) para aprender a dibujar. Se graduó en la Academia con una medalla de oro.

Emile Claus - 1917

Aunque el padre de Claus le permitió tomar clases de dibujo, no le gustaba la carrera de artista para su hijo. En lugar de esto, envió a Emile como aprendiz de panadero a Lille (Francia). Allí Emil aprendió francés, pero el trabajo de panadero claramente no le agradaba. También trabajó durante un tiempo en los Ferrocarriles Belgas y como representante en el comercio de lino.

Emile Claus pintando a orillas del rio Lys, cerca de su casa

El impulso de pintar no se desprendía de Emile y escribió una carta en busca de ayuda al famoso compositor y músico Peter Benoit, quien vivía en la cercana Harelbeke y era un visitante ocasional de la familia. Sólo con un poco de esfuerzo, Peter Benoit logró convencer a Claus padre para que permitiera a su hijo estudiar en la Academia de Bellas Artes de Amberes. Así Emile tuvo que pagar él mismo por sus estudios. Desde 1869 a 1874, Claus se entrenó en la Academia de Bellas Artes de Amberes con, entre otros, el paisajista J. Jacobs. Durante su entrenamiento, Claus atrajo la atención y encontró apoyo en la clase media alta local. Después de graduarse, se quedó a vivir en Amberes e hizo viajes a Francia y a Argelia en 1879.

En 1883 Claus se trasladó a la casa Zonneschijn (Luz de sol) en Astene, cerca de Deinze (Flandes Oriental, Bélgica), donde permaneció hasta su muerte. Desde su sala de estar, disfrutaba de una hermosa vista al río Lys. El espacio y la luz de la casa de campo claramente lo inspiraron.

En 1882 Claus había completado “Pelea de gallos”, retratando a los dignatarios de Waregem, reunidos en torno a un pequeño escenario con dos gallos de pelea. Esta obra fue su gran avance y causó sensación cuando se exhibió por primera vez, en Amberes. Uno de los dignatarios retratados era el notario de Waregem Eduard Dufaux. En casa del notario, Emile conoció  a su sobrina Charlotte Dufaux, con quien se casó en 1886.

Emile Claus durante su viiaje a Argelis con el traje tradicional argelino - 1879

Claus pronto prosperó artística y financieramente. El Museo de Bellas Artes de Amberes adquirió una de sus obras, y “El Picnic” (1887), su famosa pintura que muestra una familia de agricultores viendo el paseo dominical de la burguesía de las ciudades en la orilla opuesta de un río pequeño (Lys), fue comprado por la familia real belga. Bajo la influencia de Claude Monet, cuya obra conoció durante sus viajes a París, desarrolló un estilo particular de Impresionismo que ha sido definido como ‘luminismo’.

Bosqejos para un retrato de Emile Claus por su amiga Jenny Montigni

Claus es considerado como el pionero del ‘luminismo’ belga. En 1904, fundó la sociedad “Vie et Lumière” (Vida y luz) y llegó a ser conocido como el "pintor de sol" y el "pintor del Lys'. Un magnífico ejemplo es su pintura “Vacas cruzando el Lys”, que muestra un grupo de vacas multicolores siendo conducidos al otro lado de un pequeño río, con luz de sol reflejándose en el agua en movimiento. La pintura cuelga en el Museo Real de Bellas Artes de Bruselas (Bélgica).

Como una celebridad, se convirtió en amigo de la familia, entre otros, del escultor francés Auguste Rodin y el escritor Emile Zola, y con los novelistas y poetas belgas Cyriel Buysse, Emile Verhaeren, Pol de Mont y Maurice Maeterlinck. Viajó por todo el mundo para asistir a exposiciones de sus obras.

Una persona importante en la vida de Emile Claus fue la pintora Jenny Montigny. Ella siguió clases magistrales en su taller en Astene y durante años estuvo yendo y viniendo entre Gante y Astene. Aunque Noel era 26 años mayor que ella, comenzaron una relación que duraría hasta la muerte de Claus.

Estatua de Emile Claus en Gante, obra de la escultora Yvonne Serruis, alumna del pintor

La Primera Guerra Mundial interrumpió el éxito internacional de Claus. Huyó a Londres, donde  encontró una casa y taller en las orillas del río Támesis. Allí pintó una serie de vistas del río, conocidas como "reflexión sobre el Támesis", al estilo de Monet. Son sus obras Impresionistas más tradicionales. En 1918, a su regreso de Londres, después de la Primera Guerra Mundial y con el despertar  del expresionismo, Claus vio disminuida su fama. En 1921, se le dio una última exhibición de reconocimiento en Bruselas, donde especialmente sus obras de Londres hicieron una impresión positiva en el público. Durante sus años en Amberes, Claus principalmente pintó retratos y piezas realistas de género anecdótico.

Claus murió en Asuene y sus últimas palabras fueron: “Bloemen, bloemen, bloemen …” (‘Flores, flores, flores’). El día antes de su muerte había pintado un pastel de un bouquet  de flores que le había enviado la reina Isabel de Bélgica. Claus está enterrado en su propio jardín en Astene y una calle lleva su nombre en Bruselas.